X
SUSCRIBITE AL BLOG
>>  NOMBRE
>>  APELLIDO
>>  EMAIL
>>  EMPRESA
X
¿QUÉ TE GUSTARÍA LEER?
>>  NOMBRE
>>  APELLIDO
>>  EMAIL
>>  COMENTARIO
ENVIAR >
Ene 2020
Compartir en:

LA EXPLOSIÓN DE LOS DATOS

Los cambios en los patrones de uso de servicios impulsan la demanda de datos móviles. Los operadores empiezan a repensar sus modelos de comercialización para adaptarse a las necesidades de usuarios que reducen su consumo de voz y SMS y se inclinan por el uso de aplicaciones y servicios de datos.
En noviembre de 2018, Cisco anunciaba una proyección que decía que en los siguientes cinco años habría más tráfico IP que en toda la historia de Internet. La compañía señalaba que en el año 2022 se crearía más cantidad de tráfico que en los 32 años de historia de Internet cuando más de 28.000 millones de dispositivos y conexiones estarán en línea. Así, el tráfico global IP alcanzaría 396 exabytes mensuales o un total de 4,8 zettabytes por año.

En el año 2022 se crearía más cantidad de tráfico que en los 32 años de historia de Internet

En estos 32 años de historia de Internet muchas cosas han cambiado. Internet pasó de ser una red creada puramente para fines militares a ser la plataforma global de comunicaciones por excelencia. De ser una tecnología únicamente accesible a través de redes fijas (y, por lo tanto, de computadoras), Internet fue penetrando poco a poco en los dispositivos móviles con el lanzamiento de redes de datos cada vez más avanzadas hasta llegar a redes de banda ancha como 4G y, próximamente, a la 5G.
Con la próxima generación móvil, la tendencia al crecimiento en el uso de datos continuará en la senda de crecimiento. Ericsson señala en su Mobility Report que el tráfico mensual promedio de datos por smartphone aumentará de los actuales 7,2 GB a 24 GB hacia fines de 2025, impulsado por un nuevo comportamiento del consumidor. Para ejemplificar estas cifras, 7,2 GB mensuales corresponden a 21 minutos de video en HD diarios, mientras que 24 GB representa un consumo de una transmisión de 30 minutos de video en HD y seis minutos adicionales de realidad virtual por día. Así, se espera un crecimiento en la demanda de paquetes de datos móviles, como consecuencia de nuevos patrones de uso, mayor consumo de video y más cantidad de dispositivos conectados.
 
 
Evolución del consumo móvil
 
Las redes móviles comenzaron ofreciendo servicios, principalmente, de voz. Luego, aparecieron los mensajes cortos (SMS) que captaron rápidamente la atención del usuario por su simplicidad, e impulsaron los ingresos de los operadores de telecomunicaciones. Antes de los servicios como BlackBerry Messenger (BBM) o WhatsApp, gran parte de las comunicaciones móviles se realizaban por SMS. En las fechas como Navidad, Año Nuevo o Día del Amigo, los SMS comenzaban a llegar temprano porque en horario pico las redes colapsaban: todos querían enviar un saludo a través de un mensaje de texto.
Según datos del Ente Nacional de Comunicaciones (Enacom) publicados por Clarín, en 2018 circularon 16.487 millones de SMS en el país, la mitad que los 32.795 millones enviados en 2016, un tercio de los registrados en 2015 y un 87 por ciento menos que cinco años atrás. En tanto, las comunicaciones de red móvil registraron una caída del 15 por ciento en dos años, equivalente a 173 llamadas menos por segundo hechas en el país.

El tráfico mensual promedio de datos por smartphone aumentará de los actuales 7,2 GB a 24 GB hacia fines de 2025

Lejos de demostrar una caída en la comunicación entre argentinos, las cifras muestran, más bien, un cambio en el comportamiento. A partir del despliegue de redes 4G, los usuarios viraron hacia el uso de aplicaciones y el consumo de datos por sobre el uso de servicios tradicionales de voz y SMS.
En Estados Unidos, los SMS se ofrecen de forma gratuita y por eso, aplicaciones como Messenger continúan siendo el principal medio de comunicación por mensaje de texto. Sin embargo, en América Latina y Europa, aplicaciones como Whatsapp ganaron mercado. La elección de los usuarios hizo que los proveedores móviles liberaran el tráfico de estas aplicaciones en modelos de zero rating (es decir, no se cobra por el tráfico que se generen estas aplicaciones) como una forma de brindar un mejor servicio al cliente y reducir el impacto de WhatsApp en el consumo de paquetes de datos.
Los operadores han optado, además, por ofrecer consumos bonificados o paquetes adicionales para el uso de datos móviles en plataformas de video como YouTube, Flow o incluso Netflix. La jugada se explica en un mercado dónde el 59 por ciento del tráfico móvil global fue video en 2017, con una expectativa de que suba hasta 79 por ciento para 2022, según el Visual Networking Index (VNI) de Cisco.
 
 
Datos, en todo el mundo
 
La necesidad de estar siempre conectado impulsó la demanda de datos cruzando fronteras y los operadores de telecomunicaciones debieron adaptar sus ofertas para que el usuario pudiera acceder a los servicios fuera del país.

En 2018 circularon 16.487 millones de SMS en el país, la mitad que los 32.795 millones enviados en 2016, un tercio de los registrados en 2015 y un 87 por ciento menos que cinco años atrás.

El roaming de servicios de voz y datos a precio local es una tendencia a nivel mundial y su mayor exponente es Europa, que ha decidido hace cinco años avanzar en la eliminación de cargos adicionales dentro del continente. A pocos meses de haber decidido dar por finalizado los caros, Europa registraba suba en todos los índices relacionados al consumo de datos en el exterior. Dentro de los 28 países que conforman la comunidad, el número de usuarios que emplearon datos móviles en roaming subió del 15 al 31 por ciento mientras que el porcentaje de usuarios que realizaron llamadas al viajar a otro país de la Unión Europea pasó del 11 al 24 por ciento.
En América Latina organismos como Alianza Pacífico o Mercosur han avanzado en conversaciones para eliminar los cargos por roaming. Mientras tanto, los operadores innovan con paquetes de datos a valores accesibles y hasta servicios que incluyen WhatsApp gratis en todo el mundo, en una jugada para adelantarse al fin del roaming y ofrecer un servicio diferenciado a sus clientes que viajan al exterior.
 

 

La expectativa 5G
 
Las proyecciones indican un crecimiento exponencial en los datos con la llegada de la 5G. En 2024, menos de cinco años después de las primeras redes de quinta generación, las redes 5G llevarán el 35 por ciento del tráfico móvil a nivel mundial, de acuerdo con Ericsson Mobility Report. En América Latina, el tráfico por smartphone pasará de los actuales 3,1 Mbps a 18 Mbps en 2014, aún por debajo del promedio global de 24 Mbps estimado para esa fecha. En los próximos años, la región registrará un crecimiento de seis veces en el tráfico mensual hasta 8,9 exabytes por mes.
En este contexto, ya hay algunas voces que indican que los modelos de comercialización de los datos móviles deberán mutar hacia nuevas propuestas que pueden ser nuevas ofertas de zero rating, datos patrocinados, bolsas de paquetes adicionales, servicios de roaming a precio local hasta comercialización de servicios por velocidad en vez de consumo de datos, igualando al modelo de Internet fijo. Lo cierto es que el consumo de tráfico no para de crecer y los operadores de telecomunicaciones van adaptando su negocio para atender la demanda de sus clientes.
 
 
¿Qué te pareció la nota?
Tópicos que aparecen en este artículo
datos moviles internet smartphone 5g evolucion whatsapp roaming sms youtube

Suscribite a nuestro blog

Recibí un resumen mensual de contenido de TrendIT sobre novedades y soluciones digitales para la evolución de tu negocio.